Descubriendo plantas y árboles (XVI) : Agerato

La planta Agerato, conocida también como Damasquino, es una de las hierbas más cultivadas en todas las regiones templadas y cálidas del mundo. Sus curiosas y llamativas flores agrupadas en inflorescencias en forma de umbela compacta con forma más o menos esférica durante la primavera y el verano, unos meses en los que el jardín y/o el patio están llenos de vida.

Me descubren el pasado año esta planta. Es posible que la viera en algún vivero en alguna ocasión pero era para mí una desconocida a pesar de su belleza.

    

MªÁngeles Pozuelo

Arte vegetal : La catedral vegetal de Giuliano Mauri agosto

Giuliano Mauri nacido en Lodi Vecchio en 1938, debe su fama a sus numerosas intervenciones ambientales poéticas, definidas como arquitectura natural.

Trabajando con ramas y troncos de madera construye edificios y esculturas fantásticas.

En esta ocasión presentamos uno de sus trabajos : la Catedral Vegetal (o la Catedral de árbol), un claro ejemplo en la que la arquitectura, en lugar de competir con o complementar a la naturaleza, es una parte de ella.

Las columnas que se ven en las fotos con el tiempo se pudrirán y serán reemplazadas por los árboles plantados en el centro de cada columna. A medida que estos crecen, sus marquesinas serán de malla para formar el techo abovedado de una catedral gótica.

Mauri, que falleció en 2009, sentó las bases para su primera catedral visionario en Valsugana, Italia en 2002. El marco de la catedral, a los pies del Monte Arera en la región del norte de Italia de Lombardía se completó en 2010.

http://www.ecohabitar.org/la-obra-vegetal-de-giuliano-mauri/

MªÁngeles Pozuelo

Viajando por el mundo (LXXVII) : Japón (III)

Japón ha tenido aquí su espacio a lo largo de varias entradas

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2016/01/11/viajando-por-el-mundo-ii-flora-ceramica-y-arte-japones/

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2018/04/18/viajando-por-el-mundo-lxiv-japon-ii-cerezos-en-flor-de-japon/

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2018/05/01/viajando-por-el-mundo-lxvi-japon-y-sus-festivales-floridos/

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2018/05/21/viajando-por-el-mundo-lxvi-festival-del-lirio-de-lejima-japon/

Hoy edito de nuevo una entrada a propósito de Tanabata Matsuri de Sendai

El Tanabata Matsuri de Sendai se celebra todos los años del 6 al 8 de agosto y es la celebración más grande y más famosa de todo Japón de todas las que se realizan por las festividades del tanabata. El festival consiste en decorar algunas calles comerciales de la ciudad, como son la calle Chuo y la calle Ichinabcho, con grandes banderolas hechas por los comerciantes, escolares y habitantes de Sendai.

Además, a lo largo de la calle Juzenji suele haber alguna obra de arte representativa del tanabata y hay decenas de puestos en los que sentarse, escribir un deseo en una tira de papel tankazu y colgarla de algún poste de bambú. 

  

Además de las grandes banderolas, que representan los hilos de tejer de un telar, encontraremos también otras pequeñas decoraciones de papel colgadas de los extremos de los postes de bambú:

  • Un kimono kamigoromo para proteger de las enfermedades y los accidentes.
  • Una red toami para conseguir buenas cosechas.
  • Grullas orizuru para disfrutar de una vida sana y larga.
  • Un bolso kinchaku para conseguir el éxito en los negocios.
  • Una bolsa de basura kuzukago para asegurar la limpieza y la pureza.
  • Tiras de papel tanzaku para asegurarse una buena escritura y el consiguiente éxito en los estudios.

https://japonismo.com/blog/festivales-de-tohoku-tanabata-matsuri-de-sendai

MªÁngeles Pozuelo

Domingo Feliz

Me llama la atención la de dibujos y carteles que hacen alusión al descanso dominical y a la felicidad que producen los domingos. A mí me gusta desayunar sin prisa, leer un buen libro en el mirador, dar un paseo y salir con la máquina de fotos en busca de nuevas imágenes bien sea en plena naturaleza o en la ciudad captando bellos instantes.

Algunas de esas imágenes festivas

      

Tarde de Domingo por Emily Windfield Martin

MªÁngeles Pozuelo

Café, chocolate y cacao

Me parecen preciosas las plantaciones de café. Aprovecho para dejar algunos enlaces con temas de interés.

Generar un entorno sostenible es una vocación universal íntimamente relacionada con la búsqueda de la igualdad de género. También en lo que se refiere al café, un cultivo que se da especialmente en países en vías de desarrollo. Cuando las mujeres participan en el mercado laboral, según un estudio de la ONU, la economía crece más rápido y las comunidades se ven beneficiadas. ­

https://elpais.com/elpais/2018/06/14/eps/1528991467_007254.html

  

El Café de Vicentina

https://elpais.com/elpais/2018/06/14/eps/1528991467_007254.html

Café convertido en arroz :  Arroz que sabe a café : proyecto arroz solidario

EL PROCESO, PASO A PASO

· El recorrido empieza cuando el consumidor entrega la cápsula de café en un punto de cápsulas usadas de Nespresso. Hay cerca de 1.400 puntos de reciclaje en toda España.

· Los envases se trasladan a la planta de compostaje de Tradebe, empresa dedicada a la gestión de residuos.

· El aluminio con el que se fabrican las cápsulas se separa de los posos del café. Una máquina realiza esta tarea. 1. El aluminio, infinitamente reciclable, se lleva a otras instalaciones para refundirlo. 2. Los restos de café se tratan para convertirse en compost orgánico.

· En el Delta del Ebro, la Cámara Arrocera del Montsià abona la tierra y siembra los campos.

· El arroz, de alta calidad, se empaqueta y se dona a FESBAL (Federación Española de Bancos de Alimentos).

https://elpais.com/elpais/2018/07/03/buenavida/1530632884_524085.html

https://elpais.com/elpais/2018/06/14/eps/1528991467_007254.html

Otros

https://elpais.com/economia/2018/03/08/actualidad/1520527718_097899.html

Imágenes sugerentes

    

Lugares donde tomar un café

 

Otras imágenes

   

Lecturas

Cuentos

 

MªÁngeles Pozuelo

Primer Jardín Botánico de Sevilla

Simón de Tovar fue uno de los personajes más influyentes de la Sevilla del siglo XVI, propietario de uno los jardines botánicos más importantes del momento y de una de las colecciones de rarezas botánicas más interesantes de la época.

El siglo XVI en Europa, pero sobre todo en España, estuvo marcado por el descubrimiento de América, el Nuevo Mundo, lleno de posibilidades que abrió nuevos campos para el pensamiento humano. En aquella época, Sevilla se convirtió en una de las poques urbes que disfrutaba de una especial ubicación a orillas del próspero Guadalquivir, que venían cargadas de objetos, plantas, animales e incluso seres humanos llamativos y exóticos. En este contexto, no es de extrañar que mercaderes de todas las nacionalidades se desplazaran hasta la antigua Hispalis para comenzar allí sus negocios que nutrieron la emergente sociedad sevillana.

El descubrimiento de América también acuñó un nuevo concepto, rareza del Nuevo Mundo, con mucho éxito entre los intelectuales y buscadores del conocimiento, que se convirtieron en auténticos proveedores de curiosidades. Uno de los personajes más interesados por estas rarezas, especialmente aquellas relacionadas con la vegetación, fue el médico oriundo de Faro, el portugés Simón de Tovar, figura de gran importancia para la historia de la ciencia en nuestro país y autor de tres importantes obras relacionadas con la medicina y la farmacología.  

El nardo fue una de las primeras plantas que llegaron a Sevilla procedentes de América y hay registros que indican que por el año 1570 Simón Tovar gestionó la importación de tubérculos de nardos; asimismo, las fuentes indican que los aclimató en un jardín botánico que poseía en la colección de San Roque

El jardín de Tovar, extramuros de la ciudad y separado especies por sus cualidades medicinales, se convirtió en el lugar perfecto para este tipo de cultivos. Y no sólo eso, sino que también era un espacio útil para estudiosos de la medicina y de la jardinería que venían hasta Sevilla de distintos puntos de Europa. Tras la muerte de Simón de Tovar en 1596, el humanista, herborista, biólogo y escritor Benito Arias Montano, quién también escribiría sobre la figura de Tovar, asumió la gestión del excepcional jardín y dos años después, cuando Arias Montano falleció, Felipe II inició las gestiones para convertirse en el dueño.

Cabe destacar la relación que Tovar mantuvo con otros botánicos europeos y la importancia de esta relación en el estudio de nuevas especies. Tovar publicaba catálogos anuales de plantas que distribuía entre los principales botánicos de toda Europa. Sus corresponsales se beneficiaron del envío regular de semillas y de las noticias sobre sus experiencias de aclimatación.

Gracias a Arias Montano, Tovar mantuvo una estrecha relación con el ambiente científico de los Países Bajos, especialmente interesados en el cultivo de nuevas especies americanas. Entre los científicos que mantuvieron una fluida relación con Tovar destacan Bernardus Paludanus, profesor de la Universidad de Leiden y con Clusius, al que Tovar había conocido personalmente en Sevilla. Clusius, uno de los principales fundadores de la horticultura y haber introducido el tulipán en Holanda, publicó en 1601 su obra más importante, Rariorum Plantarum Historia, en la que hace constantes alusiones a Simón de Tovar y a los catálogos de su jardín. Esta obra es un tratado de botánica ilustrado por más de mil grabados donde agrupa las especies por su afinidad y las describe con gran precisión.

También mantuvo a sus expensas un auténtico jardín botánico Simón de Tovar (7-1597), médico y astrónomo sevillano. Cultivaba en él numerosas plantas americanas y redactó catálogos anuales, al menos los de 1595 y 1596 (COLMEIRO, 1858:152). A él se debe la introducción y cultivo del nardo {Polianthes tuberosa L.), que se conoció en Europa por las plantas cultivadas por Tovar (COLMEIRO, 1842:14).

En 1592, el erudito Benito Arias Montano (1527-1597) mantuvo en las afueras de la ciudad, en una finca de su propiedad llamada “Campo de Flores”, un jardín botánico, donde según COLMEIRO (1858:156) se ocupó del estudio de las plantas y donde redactaría su Naturae Historia (ARIAS MONTANO, 1601), en que expone una curiosa clasificación del Reino Vegetal basada fundamentalmente en las indicaciones de la Biblia. Este jardín estaba en pleno apogeo en 1596, año en que Arias Montano escribió varias cartas al botánico francés Charles de l’Ecluse (Clusio), que al parecer visitó este jardín en uno de sus viajes por la península Ibérica (BARRAS, 1907, Not.4).

http://espores.org/es/botanicos/un-bot%C3%A0nic-en-la-sevilla-del-segle-xvi.html

https://jardinessinfronteras.wordpress.com/2017/07/19/los-jardines-botanicos-de-sevilla-por-benito-valdes-1995/

 

MªÁngeles Pozuelo